Imagen de una concentración en 2019 de Unidos por Turaniana y Athenaa para reclamar la restauración. / R. I.

La supuesta aparición de dueños de la Torre de Cerrillos enfrenta a PP y PSOE

El PP sorprendió en Comisión Informativa con este anuncio y advirtiendo de posibles denuncias si se apoyaba una moción del PSOE que pedía su arreglo

JULIO VALDIVIA ROQUETAS DE MAR

El estado de la Torre de Cerrillos, una estructura de vigilancia en Punta Entinas, entre los municipios de Roquetas de Mar y El Ejido, lleva siendo objeto de debate en el municipio roquetero desde hace décadas ante su progresivo deterioro y riesgo de derrumbamiento, como ya advirtieron grupos defensores del patrimonio el pasado mes de diciembre. A su estado se ha sumado estos días una nueva variable: la posibilidad de que la torre tenga propietarios.

Así lo desveló por sorpresa el PP en Comisión de Gobierno Interior hace unos días, justo cuando se debatía una moción del PSOE que instaba a su arreglo recordando la existencia de un convenio de colaboración entre los ayuntamientos de Roquetas de Mar y El Ejido.

Los supuestos propietarios de los terrenos sobre los que se asienta la torre, de los que nunca se había sabido nada hasta ahora, habrían mantenido justo días antes de la Comisión una reunión con el alcalde, Gabriel Amat. Por ello, el portavoz del PP y teniente de alcalde, José Juan Rodríguez, advirtió a los concejales que votaran a favor de la moción socialista de posibles denuncias de los propietarios, algo que desde el PSOE se calificó de actitud «matonista» por unas «amenazas indignas».

El portavoz socialista en el Ayuntamiento de Roquetas de Mar, Manolo García, recordó que «cuando los concejales votan una moción manifiestan exclusivamente su posición política ante el acuerdo que se pretende adoptar, pero en ningún caso se impone su ejecución si esta resulta ilegal porque así lo determinen los servicios jurídicos, así que el 'matonismo' del PP está completamente fuera de lugar, sobre todo cuando en el expediente votado no consta informe jurídico alguno que confirme lo dicho por el teniente de alcalde».

En el caso de que se confirme que la torre tiene propietarios, el PSOE también se preguntó qué van a reclamar si no están cumpliendo la Ley de Patrimonio Histórico del Estado y la Ley de Patrimonio de Andalucía, que les obliga a «conservar, mantener y custodiar los bienes del Patrimonio Histórico».

En este sentido, García recordó que la legislación permite a la Administración acometer las obras para asegurar la torre de forma subsidiaria si los propietarios no lo hacen y posteriormente reclamar el coste de intervención, y en caso de negarse a pagarlo, se podría llegar a expropiación.

Para Manolo García, la «insostenible» postura del PP, que votó en contra de la moción «demuestra una vez más que solo buscan evitar asumir responsabilidades que no les interesan» y acusó al alcalde, Gabriel Amat de «llevar más de dos décadas dando vueltas con la torre, buscando la forma de eludir su responsabilidad, mientras su deterioro no deja de aumentar hasta el punto de riesgo de derrumbe».

El edil socialista recordó que el Ayuntamiento ya encargó un estudio hace 10 años, precisamente ante las peticiones de restauración, en el que se negaba que la torre formara parte del término municipal «pese a que esa edificación lleva vinculada a Roquetas históricamente desde que Roquetas existe».

El PP se defiende asegurando que el PSOE quiere «okupar» la Torre de Cerrillos

Tras las críticas del PSOE sobre la postura del PP y la amenaza de denuncias, el portavoz popular y presidente de la Comisión de Gobierno Interior en la que se trató la propuesta, José Juan Rodríguez, defendió su postura acusando a los socialistas de pretender que «okupemos de manera inmediata y de forma ilegítima el espacio donde se ubica la Torre de Cerrillos y se puede incurrir en una ilegalidad y fue lo que expliqué en la Comisión».

El edil admitió que hace dos años se firmó un acuerdo entre los ayuntamientos de Roquetas de Mar y El Ejido acordando trabajar de manera conjunta para su restauración, al que se sumó la Junta de Andalucía. «Un acuerdo y un trabajo que se lleva a cabo de forma escrupulosa, en un expediente que tiene ya cientos de páginas, y que ha permitido, gracias a la buena labor del concejal de Patrimonio, identificar a los propietarios legítimos y mantener con ellos una fructífera reunión para lograr la cesión gratuita de los terrenos y actuar sobre el BIC».

Unos pasos que, según explicó Rodríguez «el PSOE nunca hizo, ni se interesó lo más mínimo, durante sus cuatro décadas de Gobierno en la Junta de Andalucía, que debe ser la garante de la protección de los BIC como este». «Es mi obligación como presidente de la Comisión informar de las consecuencias de lo que se vota en ella y es lo que hice», se defendió apuntando al «nerviosismo» del PSOE debido según él a las inversiones anunciadas por la Junta de Andalucía, entre las que citó el futuro hospital.