Investigan a un hombre por vender prendas falsificadas de marcas conocidas en Roquetas

Los agentes han intervenido 279 prendas que estaban expuestas al público en un establecimiento dedicado a la venta de suvenires del municipio roquetero

IDEAL

La Guardia Civil de Almería, en una reciente operación finalizada el pasado lunes día 20, ha investigado a un varón de 42 años como autor de un delito contra la propiedad industrial y le ha intervenido 279 prendas de ropa  falsificadas (camisetas, polos, gorras, bolsos…) con el logotipo y firmas de marcas registradas. El investigado tenía las prendas colgadas en los expositores y dispuestas para su venta al público en un comercio del municipio de Roquetas de Mar (Almería).  También disponía de un almacén anexo al local donde guardaba parte del material que también ha sido intervenido.

Esta actuación está enmarcada dentro de las investigaciones que la Guardia Civil desarrolla en la prevención de la fabricación, distribución y comercialización de prendas de vestir sin conocimiento de los titulares de los derechos de la propiedad industrial registrados conforme a la legislación de marcas en la provincia de Almería.

Con esta operación, la Guardia Civil ha impedido la ilícita introducción en el mercado legal de prendas falsificadas de conocidas marcas textiles registradas, carentes de la correspondiente documentación de importación y de las medidas de seguridad y calidad exigidas al respecto.

En uno de los controles realizados en los establecimientos públicos de diferentes municipios almerienses, los agentes indagaron que, en un comercio dedicado a la venta de suvenires, complementos textiles y otros tipos de productos del municipio almeriense de Roquetas de Mar, se estaban vendiendo prendas falsificadas. 

Los agentes establecieron un operativo de vigilancia con el que constataron  el gran trasiego de clientes que adquirían, entre otros artículos del comercio, las prendas de vestir, supuestamente falsificadas, que estaban exhibidas al público en los expositores junto a otras prendas textiles para su venta.

Cuando los agentes de la Guardia Civil iniciaron la comprobación y acreditación del género, las prendas no cumplían con los requisitos legales establecidos para su circulación, tenencia y comercio lícito. 

Todo el género decomisado carecía de facturación del producto y de etiquetado, su precio de venta al público era inferior al original, además de presentar una baja calidad en su confección y ausencia de envases o envoltorios con el logo o marca registrada.

Como resultado de la actuación, los agentes procedieron a la intervención de 279 prendas de primeras marcas e imputaron al responsable en calidad de investigado un delito contra la propiedad industrial al vender, presuntamente, ropa falsificada con el logotipo de marcas registradas.

Las diligencias instruidas, el género decomisado y el autor de los hechos han sido puestos a disposición del Juzgado en funciones de Roquetas de Mar.

La investigación continúa abierta al objeto de averiguar la procedencia del género incautado y de la posible implicación de otras personas en los hechos.