Las familias afectadas por el transporte escolar se manifiestan este lunes

A partir de las 10 de la mañana se concentrarán a las puertas del Ayuntamiento para exigir al alcalde que cumpla con la subvención prometida

JULIO VALDIVIAROQUETAS DE MAR

La Asociación de Movilidad de Roquetas, que agrupa a buena parte del cerca de medio millar de familias afectadas por los problemas surgidos con el transporte escolar en el municipio, ha convocado para este lunes una concentración a las puertas del Ayuntamiento para reclamar al alcalde, Gabriel Amat, que cumpla con los compromisos adquiridos el año pasado con las AMPAS que impulsaron la creación de la asociación para gestionar una alternativa de transporte escolar subvencionada.

Desde la directiva de la asociación se ha vuelto a denunciar el problema surgido como consecuencia de la modificación de las condiciones de este tipo de servicios por parte del anterior Gobierno de la Junta de Andalucía. Tras años en los que se mantuvo, el curso pasado se suprimió la gratuidad del transporte para buena parte de los estudiantes por entender que este servicio está ideado para aquellos alumnos que residan en pedanías alejadas y zonas rurales.

La medida no parece que haya generado polémica, salvo algún caso puntual, en el resto de la provincia, pero en el caso de Roquetas de Mar, sí ha sido muy debatida y afecta a alumnado de un puñado de colegios e institutos, que por su ubicación en la que se encuentran y el reparto de las plazas, tienen que cubrir largas distancias para acudir a clase.

Desde las AMPAS se citan casos como el de un estudiante que reside en El Puerto y tiene que acudir diariamente hasta el IES de Las Marinas, que ha sido el instituto en el que le han dado plaza, es decir, una distancia de más de 4,5 kilómetros. Siete son los centros que tienen los mayores problemas con las restricciones al transporte gratuito. Se trata los IES Mar Mediterráneo de Aguadulce, Turaniana, Las Marinas y Algazul, así como los CEIP Las Marinas, Gabriel Cara y Juan de Orea.

Reuniones con el Consistorio

Ante la polémica generada, el curso pasado se celebraron varias reuniones entre el Ayuntamiento y las AMPAS, en las que según la versión de éstas últimas, el alcalde se habría comprometido a sufragar el 85% del coste de un servicio de transporte que gestionarían ellas mismas creando una asociación para ello.

De los centros afectados por la problemática, según aseguraron a IDEAL las representantes de las familias, el CEIP Juan de Orea y el IES Algazul se quedaron fuera del programa por imposición del Ayuntamiento, al considerar que no necesitan este servicio.

El curso pasado el servicio no llegó a ponerse en marcha por todos los trámites que hubo que realizar, pero llegado este nuevo curso, las AMPAS se han encontrado con que desde el Ayuntamiento se ha prometido una subvención mucho menor de lo esperado. Además, días después de presentar la solicitud del dinero, denuncian no haber recibido ninguna respuesta del Ayuntamiento.

Según indicaron fuentes de la asociación creada para gestionar el servicio, la cuota del mismo, que el Ayuntamiento les aseguró que sería simbólica gracias a su subvención prometida antes de las elecciones, pasará a superar los 50 euros por alumno con la cuantía prometida por el alcalde en la reunión celebrada recientemente. Las AMPAS aseguran sentirse «usadas» por el alcalde en la pasada campaña electoral y le acusan de no cumplir con lo que les prometió.