IU exige medidas para acabar con la «manga ancha» hacia los salones de juego que proliferan en la ciudad

Interior de un salón de juego. /AVELINO GÓMEZ
Interior de un salón de juego. / AVELINO GÓMEZ

La formación reclama que se revisen las distancias a centros educativos y propone modificar la ordenanza para que sea más restrictiva

JULIO VALDIVIAROQUETAS DE MAR

El Grupo Municipal de Izquierda Unida, Tú Decides y Equo del Ayuntamiento de Roquetas de Mar ha registrado en días pasados una nueva propuesta de modificación de la vigente Ordenanza municipal reguladora de establecimientos dedicados a juegos recreativos y de azar.

«Las adicciones sin sustancias, entre las que se encuentra la ludopatía, se ha convertido en un grave problema en aumento como revelan muchos estudios, especialmente entre los jóvenes», denunció Toñi Fernández, portavoz suplente de IU-TD-EQ. «Es por esto que ante esta nueva 'droga' tenemos que tomar medidas en Roquetas, sobre todo cuando comprobamos que comienza otro curso educativo más con salas de apuestas abiertas casi a las puertas de algunos centros educativos».

Por ello, desde IU-TD-EQ creen «urgente» que desde el Ayuntamiento se revise cumplimiento de las actuales casas de apuestas y salones de juego con licencia en el término municipal, para comprobar el cumplimiento de la separación mínima a los centros educativos y en caso de incumplimiento, iniciar los procedimientos necesarios para garantizar su efectividad, dado el plazo de cinco años ya agotado desde la entrada en vigor de la ordenanza, a la vista de las infracciones al mismo en varios casos.

«Queremos acabar con la manga ancha que existe hacia estos establecimiento por parte del equipo de gobierno de PP-Vox en Roquetas: lo primero debe ser cuidar los intereses de nuestro vecinos, sobre todo ante un grave problema como es la ludopatía», apuntó la concejal.

Así la coalición propone en primer lugar modificar el título de la ordenanza para incluir la mención expresa a los salones de apuestas. Además se propone revisar el cumplimiento de las distancias mínimas no solo a centros educativos, sino a otros sitios de reunión habitual de jóvenes, como son los parques, plazas e instalaciones deportivas municipales, atendiendo a que «son el colectivo más vulnerable a este tipo de adicción». La nueva propuesta eleva a 600 metros de separación mínima de estos espacios.

«Una novedad que aportamos a esta moción, respecto a la presentada desde IU en la legislatura pasada y que el PP no se dignó a tramitar, es la de incluir la regulación de los reclamos visuales y sonoros de las salas de apuestas. Vemos con preocupación cómo cada vez echan mano de más recursos, algunos subliminales, para captar la atención. Lamentamos que hasta el día de la fecha la política del PP y Vox en este sentido en Roquetas haya sido la de la pasividad ante un drama que afecta a cada vez más familias roqueteras», declaró Toñi Fernández.

La coalición también consideró necesario regular en dicha Ordenanza, en cuanto a su prohibición, a la publicidad de este tipo de establecimientos, así como de las apuestas por Internet, con el fin de conseguir el mismo objetivo.

Ordenanza de 1994

Desde IU-TD-EQ se recordó que el Ayuntamiento de Roquetas de Mar aprobó en sesión Plenaria del 7 de noviembre de 1994 la denominada 'Ordenanza Reguladora de establecimientos dedicados a juegos recreativos y de azar en el término municipal de Roquetas de Mar', con entrada en vigor en el BOP. nº 245 del 22 de diciembre de 1997.

«Todas estas medidas, en sí necesarias, no son suficientes y el Ayuntamiento de Roquetas de Mar deberá comprometerse, junto a los equipos de salud mental, Servicios Sociales y el Servicio Andaluz de Salud, a realizar actividades educativas y de concienciación en el espacio público de Roquetas de Mar y en las instalaciones municipales», apuntan en la moción.