Los constantes cortes de luz en Las 200 por los 'narcopisos' llegarán al Defensor

Los constantes cortes de luz en Las 200 por los 'narcopisos' llegarán al Defensor

IU se reunió el sábado con afectados y acusó al alcalde, Gabriel Amat de «dejación de funciones» por no afrontar el problema

JULIO VALDIVIA ROQUETAS DE MAR

Los cortes de luz constantes que se sufren en la zona de Las 200 Viviendas, al parecer por la proliferación de numerosos 'narcopisos' dedicados al cultivo de marihuana en su interior, lejos de solucionarse, siguen produciéndose, pese a que los vecinos y partidos de la oposición llevan años denunciando la situación.

El hartazgo de los residentes en esta zona, que en muchos casos sufren cortes de electricidad casi diarios a partir de cierta hora de la noche, es grande y la reclamación de medidas para acabar con el problema no deja de crecer.

Izquierda Unida mantuvo el pasado sábado una reunión con vecinos afectados, en la que se comprometió a llevar el asunto al Defensor del Pueblo Andaluz, tras acusar al alcalde, Gabriel Amat de «dejación de funciones» en este asunto. Según explicó el concejal y candidato, Juan Pablo Yakubiuk, Amat puede convocar la Junta Local de Seguridad que él mismo preside, y coordinar en ella las actuaciones de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado. Tras recordar que se formación lleva más de un año reclamando medidas, Yakubiuk señaló que «no sabemos por qué, después de un año, sigue sin reunir a la Junta Local de Seguridad; hablamos no solo de las condiciones de habitabilidad de cientos de hogares, sino de un problema de seguridad en caso de posibles incendios de estos pisos con plantaciones ilegales, que recurren a equipos de alta potencia».

La denuncia presentada ante el Defensor del Pueblo Andaluz reclama que se den a conocer las «causas técnicas reales» que están detrás de estos cortes, y que se haga público el listado de reclamaciones que se han recibido, así como las medidas que se piensan adoptar para «poner punto y final de una vez» a los cortes de electricidad en el barrio. Junto con la reclamación, IU ha comenzado una recogida de firmas.

IU aseguró que el problema es un «grave incumplimiento» por parte de Endesa y detalló que los cortes se suelen producir a diario a partir de las ocho de la noche «lo que supone un serio trastorno y riesgo para los residentes de la zona, principalmente personas mayores que viven solas o familias con niños de corta edad, y que están al día en todos sus pagos».También están afectados los comercios del barrio, «con especial daño económico para aquellos que se dedican a la venta de alimentos frescos, que ven como casi cada semana tienen que tirar productos».

Para Yakubiuk «es una situación que tanto la empresa suministradora como las administraciones públicas han tenido tiempo de solventar, puesto que los vecinos lo llevan denunciando desde 2017 y nuestra formación ha presentado ruegos y preguntas para que el Gobierno del PP tome las medidas necesarias».

Un problema estrechamente relacionado con la ocupación

La existencia de 'narcopisos' en la zona de Las 200 Viviendas está estrechamente relacionada con la ocupación de viviendas, que impunemente se ha venido produciendo en los últimos años por parte de mafias organizadas.

Precisamente la ocupación de viviendas es un problema del que se está hablando mucho estos días y que la mayor parte de los partidos de la oposición han tratado con diferentes propuestas e iniciativas, hasta ahora no estudiadas en el Ayuntamiento. Un Consistorio que por el momento no se ha pronunciado sobre el tema, más allá de alguna declaración del alcalde en los plenos asegurando que la Guardia Civil estaba trabajando en ello.

Como se recordará, el PSOE lanzó este sábado una batería de propuestas, como la insistencia en la apertura de una comisaría de la Policía Nacional, competente, recordaron los socialistas, en la investigación de delitos relacionados con drogas, así como de Extranjería. El PSOE también proponía una Oficina de afectados y un censo de viviendas ocupadas, diferenciando las ocupadas por las «mafias», para las que reclama una respuesta policial y judicial, de las ocupadas por vecinos en situación de extrema vulnerabilidad, para los que defienden medidas sociales.

También Ciudadanos presentó en marzo del año pasado una moción en la que proponía un Plan de Protección de la Convivencia y la Seguridad Vecinal, con la creación de una Oficina de defensa de los vecinos afectados y un seguimiento de las ocupaciones ilegales. Esta Oficina trabajaría en coordinación con los Servicios Sociales y la policía.