Aguadulce y El Parador ya tienen empresa que cuide de sus jardines y parques

La UTE Urbaser-Construcciones Tejera será la encargada, mientras que el resto del municipio espera la formalización del contrato tras la anulación de la primera adjudicación

JULIO VALDIVIA ROQUETAS DE MAR

Tras casi dos años de trámites, que han incluido innumerables recursos de las empresas presentadas al concurso, el proceso de privatización del servicio de mantenimiento de parques y jardines parece llegar a su fin con la firma este viernes del primero de los contratos. Se trata del lote 1, el que cubre la zona norte del término municipal, es decir, Aguadulce, La Gloria y El Parador. El segundo lote se adjudicará en los próximos días tras haber tenido que anular la adjudicación realizada este pasado verano.

En el caso de este primer lote se ha adjudicado por un importe de 2.475.866 euros anuales durante cuatro años, pudiéndose prorrogar durante un año más, según se aseguró ayer desde el Ayuntamiento roquetero.

El encargado de firmar el contrato fue el alcalde, Gabriel Amat, acompañado por la concejal de Hacienda y Contratación, Mayte Fernández y la concejal de Medio Ambiente y Salud, Susi Ibáñez. En representación de la UTE Jardines de Roquetas-Lote 1, formada por las empresas Urbaser y Construcciones Tejera, firmó el contrato Jorge Calvache.

Amat destacó la importancia de este servicio, que según aseguró pretende garantizar «el buen estado y mantenimiento de los espacios verdes de Aguadulce, El Parador y La Gloria, lo que contribuye a ofrecer la mejor imagen de la ciudad a vecinos y visitantes».

El segundo de los lotes del contrato, que cubre el resto de la ciudad, está pendiente de su adjudicación definitiva después de que el pasado mes de julio el Tribunal de Recursos Contractuales de la Junta de Andalucía diera la razón a uno de los numerosos recursos presentados, y anulara la adjudicación, que también iba para la empresa que gestiona el servicio de limpieza y basuras, Urbaser junto a Construcciones Tejera.

La anulación ha obligado al Ayuntamiento a revisar las ofertas presentadas al concurso del segundo de los lotes, algo que fue tratado en el Pleno de este pasado jueves. La nueva clasificación de este lote la encabeza la UTE formada por las empresas STV Gestión y Albaida Infraestructuras, cuyo contrato, salvo nuevo contratiempo, se firmará próximamente.

Los grupos de la oposición criticaron el tortuoso proceso en la tramitación de este contrato y particularmente el PSOE aseguró que la decisión del Tribunal de Recursos iba en consonancia con las advertencias que hicieron los socialistas en la primera adjudicación, algo que negó el alcalde.

El portavoz socialista, Manolo García y el de Vox, José Ignacio Cerrudo, coincidieron a la hora de celebrar que los lotes sean cubiertos por empresas diferentes para así comparar mejor el servicio que prestarán. Sensi Marcos, de IU, se mostró contraria a estos procesos de privatización defendiendo que el servicio se preste de forma directa.