La Junta insiste en que transporte escolar no puede sustituir un servicio urbano

La delegada se reunió ayer con representantes de las AMPAS y la concejala de Educación, para volver a tratar la cuestión, pero mantiene la postura que regula el nuevo decreto de la Junta

J. V.ROQUETAS DE MAR

La delegada de Educación, Francisca Fernández, mantuvo ayer una nueva reunión para abordar el tema de la programación del transporte escolar gratuito en el municipio de Roquetas, en la que estuvieron presentes representantes de FAPACE, las AMPAS con este servicio y la concejala de Educación, María Dolores Ortega.

El encuentro, según un comunicado remitido por la Junta, únicamente sirvió para que la Delegada volviera a retirar que la nueva planificación de las paradas del transporte escolar en Roquetas de Mar para este curso «obedece a la necesaria regularización de la situación de estas paradas para ajustarlas a lo establecido en la normativa vigente con criterios de igualdad en todo el territorio andaluz». Fernández explicó que desde el momento en que se autorizaron algunas paradas hace años hasta el momento actual, se han producido modificaciones en el desarrollo urbanístico del municipio.

En el encuentro, celebrado en el IES Las Marinas, se volvió a poner de manifiesto que la prestación gratuita del servicio complementario de transporte escolar tiene como finalidad «garantizar la igualdad de todas las personas en el ejercicio del derecho a la educación», facilitando el desplazamiento gratuito del alumnado del segundo ciclo de Educación Infantil, de Educación Primaria, Educación Especial, Educación Secundaria Obligatoria, Bachillerato y Formación Profesional Inicial desde su localidad de residencia al centro docente asignado por la Administración educativa.

En este sentido, se insistió en que «el servicio de transporte escolar gratuito es un recurso de compensación educativa diseñado con una finalidad muy clara y no puede cubrir las necesidades de transporte urbano derivadas de un crecimiento urbanístico de un municipio como Roquetas, porque su finalidad es otra».

En la normativa se especifica que la prestación gratuita se dirige al alumnado de las etapas educativas mencionadas «que esté obligado a desplazarse fuera de su localidad de residencia, por inexistencia en la misma de la etapa educativa correspondiente, o que resida en núcleos dispersos de población o en edificaciones diseminadas». También se ofrece el servicio al alumnado escolarizado en un centro específico de Educación Especial sostenido con fondos públicos ubicado en la misma o en distinta localidad de la del domicilio familiar, cuando las necesidades derivadas de su discapacidad dificulten su desplazamiento al centro.

Para dar cumplimiento a esta normativa se mantienen activas 34 paradas de transporte escolar en el municipio de Roquetas para alumnado de nuevo ingreso en Infantil y primero de la ESO. Al mismo tiempo, se han puesto a extinguir este curso aquellas paradas que funcionaron el curso pasado en el municipio, por no cumplir los requisitos que dan derecho a este servicio complementario. Hay que recordar que el PSOE denunció que algunas paradas se encontraban incluso a unos cientos de metros de los centros.

Eso sí, se mantiene el derecho al uso del transporte escolar gratuito para todo el alumnado que lo venía disfrutando desde el curso pasado y hasta que finalice la etapa educativa en la que está escolarizado, ya que «no se aplica con carácter retroactivo la medida de extinción de una parada cuando ya no se dan las circunstancias que según la norma deben concurrir para que una parada se pueda autorizar», aclaró la Junta de Andalucía.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos