Apoyo unánime al hospital, pero la oposición reclama que lo pague la Junta

Apoyo unánime al hospital, pero la oposición reclama que lo pague la Junta

Amat acusó a los partidos que no respaldan su idea de pagar una obra que corresponde a la Junta de Andalucía, de no querer el hospital

JULIO VALDIVIA

El pleno del Ayuntamiento de Roquetas de Mar ha aprobado esta mañana la modificación presupuestaria para contemplar ya en los presupuestos de este año una partida de 2 millones de euros para comenzar a preparar el proyecto del hospital.

Según explicó el alcalde, Gabriel Amat, en los últimos meses ha mantenido contactos con la Junta de Andalucía, incluida una visita a Sevilla para entrevistarse con el anterior consejero de Salud, para tratar este asunto. Amat adelantó que la Administración autonómica se ha mostrado dispuesta a alcanzar un acuerdo similar al firmado en su día, por el que el Ayuntamiento se hace cargo de la obra y la Junta de la dotación de los medios y su gestión.

Para ello, el alcalde dijo que lo votado hoy servirá para liberar el dinero para revisar el proyecto redactado en su día, y adaptarlo a la normativa vigente, además de contratar la dirección de obra, mientras se cierra el acuerdo con la Junta.

Sin embargo, la propuesta del primer edil se encontró con un discurso muy parecido entre el resto de grupos de la oposición. Con la salvedad de la concejal no adscrita, María José López, que mostró su entusiasmo y su apoyo "incondicional" a la idea, el resto de grupos dejaron claro su apoyo al hospital de Roquetas, pero mostraron sus dudas con el hecho de que tenga que ser el Ayuntamiento de Roquetas y no la Junta de Andalucía, quien tenga que hacerse cargo de unas obras que en el resto de Andalucía financia y asume la Junta.

Así se lo dijo por ejemplo el portavoz del PSOE, Manolo García, quien para empezar dudó sobre la urgencia de modificar un presupuesto para algo sobre lo que ni siquiera existe convenio aún y a 4 meses de tramitarse el prespuesto de 2018. Unas prisas que el concejal socialista vinculó a intereses electorales del alcalde. Desde el PSOE se dudó de la capacidad del Ayuntamiento para hacerse cargo de un proyecto complejo como el hospital, sobre todo a la vista de la gestión realizada con el "parque lunar" de Los Bajos, los problemas para terminar el Mercado Central o la segunda paralización de las obras de la balsa de tormentas de la Avenida Sabinar. Además, el PSOE recordó que Roquetas tendrá que "ponerse a la cola" para que la Junta equipe de medios técnicos y humanos el centro hospitalario, teniendo en cuenta que las actuales limitaciones del techo del gasto dificultan la dotación de numerosos centros ya construidos, y advirtió que con la gestión que se pretende hacer, el proyecto será "otro fiasco".

Parecida postura tomó el concejal de IU, Juan Pablo Yakubiuk, quien si bien consideró necesario el proyecto, defendió que el Ayuntamiento debe reclamar un hospital a la Junta de Andalucía que es la que tiene las competencias y la experiencia para ello. El edil consideró "menor" el coste de la construcción, ya que en su opinión lo realmente costoso es la gestión del centro una vez construido, además de recordar que se trata de un centro que beneficiará a todos los municipios del entorno y no sólo a Roquetas, que con el plan de Amat asumirá en solitario los costes de construcción. Por último, Yakubiuk advirtió también que no se tratará de un hospital, sino un Centro Hospitalario de Alta Resolución, con lo que para cuestiones de complejas "tendremos que recurrir al Hospital de Poniente".

También Ciudadanos mostró sus dudas sobre el pago de las obras del centro. El concejal, Roberto Baca, mostró su apoyo al proyecto y vio con buenos ojos que el Ayuntamiento adelante el dinero pero "esto debe ser pagado por la Junta de Andalucía" y abogó por conseguir que ésta devuelva el dinero al Ayuntamiento. Baca propuso, igualmente, la introducción de cláusulas "penales" en el convenio, para penalizar los retrasos que pudieran producirse en su apertura.

Por último, Toñi Fernández, portavoz de Tú Decides y profesional del SAS, recordó que las competencias son de la Junta de Andalucía, quiso dejar claro que lo que se quiere hacer "no es un hospital" y recordó que en estos momentos hay en Andalucía 26 centros similares terminados y esperando a que la Junta de Andalucía los dote de personal y medios. Por ello, Fernández calificó de "humo" y "sueños" el anuncio hecho por el alcalde.

Unas dudas que provocaron un duro enfrentamiento entre el alcalde y el resto de los partidos, pero muy especialmente con la portavoz de Tú Decides. Para Amat, dudar de su intención de que sea el Ayuntamiento el que impulse y pague el hospital, es oponerse al proyecto mismo del hospital, lo que generó enorme malestar entre el resto de partidos y, en el caso de Toñi Fernández, llegó a provocar un enfrentamiento verbal airado al negarse ésta a ser acusada de oponerse al hospital. "Usted no puede decir que yo no quiero el hospital, porque no quiero que se haga de la forma que usted la quiere hacer", dijo la concejal de Tú Decides, indignada.

También hubo debate sobre si el futuro centro contará con paritorios. Amat, en su intervención, anunció que una de las modificaciones que se introducirán en el proyecto será la inclusión de estas instalaciones, teniendo en cuenta la elevada tasa de natalidad que tiene Roquetas. Una instalación considerada "imposible" por Toñi Fernández, quien aseguró que los paritorios siempre se ubican junto a los hospitales, en previsión de cualquier complicación que requiera una rápida intervención de otras áreas del hospital. Fernández auguró que la única forma de que eso ocurriera sería tener previstas ambulancias especiales para trasladar urgentemente, en caso de necesidad, a los recién nacidos hasta los hospitales de Torrecárdenas o el Poniente, pero el servicio no sería el mismo que el que pueden ofrecer los hospitales.

Fotos

Vídeos