Pulpop llenó de música la Plaza de Toros de Roquetas de Mar

Momento de la actuación de The Primitives. /María Juárez
Momento de la actuación de The Primitives. / María Juárez

Tras el aperitivo del viernes, con el concurso de nuevos grupos, el sábado llegó el plato fuerte, que no decepcionó a las miles de personas que se dieron cita en el Coso Salinero

R. I.ROQUETAS DE MAR

Tras una intensa noche el viernes, el sábado a mediodía daba inicio la segunda jornada del Pulpop Festival 2018 para amenizar la espera del plato fuerte de la noche. Junto al chiringuito La Cabaña actuaron Norek y The Yellow Melodies, en un escenario playero con un ambiente muy festivo, que se trasladaría a La Plaza de Toros de Roquetas de Mar (Almería), que un año más vuelve a ser el escenario de uno de los grandes acontecimientos musicales del verano en la provincia de Almería.

Sobre las 21.30 horas comenzaba la actuación de JJ Sprondel, el grupo ganador del concurso de jóvenes valores de la edición del 2017, el trío de rock malagueño, se mueven entre el garaje, el indie, el kraut, el grunge o la psicodelia con la conveniente firmeza que les caracteriza y con unos espléndidos solos de guitarra. Una banda que destacaba por su gran experimentación.

Continuarían Loudly, que fue una de las grandes propuestas de la segunda jornada. Un grupo completo en todos los sentidos, buenas letras, buenas armonías, contundencia y que, ante todo conectaba de forma insuperable con el público que había en el albero. La formación almeriense viste sus canciones con arpegios luminosos para a posteriorí mostrar su otra cara, la más irrefrenable, una tormenta eléctrica que junto a la magnífica voz de Juantonio Orion's belt alcanza momento épicos de excelencia para volver de nuevo al sosiego y a la absoluta tranquilidad.

Alrededor de las 22.45 horas, con el ambiente caldeado tras la actuación de Loudly, tocaba el turno de Ángel Stanich que presentaba el recién editado Antigua y Barbuda. Una banda muy solvente que protagonizaron uno de los directos más imponente de esta edición, un derroche de energía que motivó que el personal se divirtiera desatando la euforia en comunión con el artista que culminó su actuación tirándose al público para ser elevado como los dioses.

En la medianoche sobre el escenario, Cooper, uno de los principales reclamos de esta edición que presentaba nuevo álbum, «Tiempo, Temperatura, Agitación». Sin duda, un artista con identidad propia que tiene la facilidad de firmar canciones de pop pluscuamperfecto y con un directo arrollador. Incluso hizo un guiño a su época de Los Flechazos con el himno «A toda Velocidad». Un sonido impecable, Hits instantáneos, repletos de guitarras, metales y armonías vocales. Pop-rock atemporal del siglo XXI. Si alguien puede hacerlo, es Alex Cooper.

Poco antes de la 01:00 de la madrugada, The Primitives, la banda liderada por la rubia Tracy Tracy al frente, emergieron de la escena independiente de mediados de los 80 que engendró a The Jesus and Mary Chain, My Bloody Valentine, The Wedding Present y Primal Scream. Su sonido destila el zumbido de la guitarra brillante de los Byrds, el estilo buzzsaw de The Ramones y las melodías de los grupos de chicas de los 60 en gemas pop de dos minutos y medio.

Su primer álbum, «Lovely», fue ampliamente aclamado, y los convirtió en uno de los grupos alternativos más venerados del Reino Unido, mientras que el gran éxito del single 'Crash' los hizo pasar a una audiencia masiva. Una magnífica actuación dentro de su gira aniversario y única fecha en España.

Cerrando el cartel los murcianos Perro que tienen ese estilo tan propio y reconocible resultado de fusionar el punk, kraut, rock y toques tropicales con el que cuentan historias tan absurdas como ácidas e inteligentes. Un directo inquebrantable y dinámico para cerrar la edición del Pulpop Festival 2018.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos