Condena unánime contra el vandalismo que ha dañado el Taray de Los Bajos

Operarios municipales cortaban ayer la rama dañada fruto de una gamberrada./ERES DE AGUADULCE
Operarios municipales cortaban ayer la rama dañada fruto de una gamberrada. / ERES DE AGUADULCE

Alguien rompió una de sus ramas, que tuvo que ser talada, generando gran indignación, mientras el Ayuntamiento pide ayuda para localizar a los responsables

JULIO VALDIVIA ROQUETAS DE MAR

Nuevo incidente contra árboles en el municipio de Roquetas de Mar, donde hace años que los árboles, sus sombras y su presencia, son objeto de intensos debates. En la noche del pasado jueves, por causas que se desconocen, resultó dañado el que posiblemente sea el mayor símbolo arbóreo del municipio, el Taray de Los Bajos, incluido en el Catálogo Andaluz de Árboles y Arboledas Singulares de Andalucía.

El acto vandálico, dañó gravemente una de sus frondosas ramas, que tuvo que ser talada, lo que provocó ayer una cascada de reacciones en el municipio, que por una vez fueron unánimes, condenando lo ocurrido y defendiendo el valor de este ejemplar y los otros taray que se encuentran en las inmediaciones cuya principal particularidad, además de su antigüedad, reside en su existencia en la misma playa, a escasa distancia del mar, en esta playa de Los Bajos ubicada entre Las Salinas y Aguadulce.

Lo ocurrido se conoció vía redes sociales en la misma noche del jueves y a primera hora de la mañana un grupo de operarios municipales acudieron al lugar para evaluar los daños y talar la rama dañada para evitar que lo ocurrido generara mayores daños en el árbol.

Poco después de que la edición digital de IDEAL desvelara lo ocurrido, el Ayuntamiento de Roquetas publicó en sus redes sociales que se ha presentado una denuncia y se investiga lo ocurrido, para lo que se pidió la colaboración ciudadana para identificar a los autores.

Hay diferentes teorías sobre lo que podría haber ocurrido, a falta de conocer el resultado de la investigación abierta. Miembros de la plataforma 'Salvemos Las Salinas', que ya el jueves alertaron con escaso éxito a la Policía Local, aseguraron que la rama dañada tenía una cuerda atada que llegaba hasta el mar, además de encontrarse remos de una pequeña embarcación y una máscara de buceo, por lo que se cree que alguien ató a la rama una embarcación y que tras ver que se había roto salió corriendo dejando allí algunas de sus pertenencias.

No hay datos precisos sobre la antigüedad del árbol, algunos expertos calculan que podría tener alrededor de 130 años, pero hay testimonios de vecinos locales que lo sitúan cerca de los 200 años, ya que se trata de un árbol con un gran valor sentimental, donde se han producido algunos de los mayores acontecimientos personales de muchos vecinos, desde el primer beso, hasta peticiones de matrimonio. De hecho, hay un proyecto para publicar un libro con testimonios e historias sobre el Taray y su vinculación personal con la vida de muchos roqueteros, según ha asegurado a IDEAL uno de sus impulsores, Nacho Alemany, que el jueves fue de los primeros en denunciar los daños sufridos.

Iniciativas

El árbol ha sido objeto de varias iniciativas, hasta ahora rechazadas por el PP, reclamando un mayor grado de protección, particularmente de Izquierda Unida. Esas reclamaciones se intensificaron por parte de los vecinos en las últimas horas tras conocerse lo ocurrido, pidiendo algún tipo de perímetro de seguridad y señalización, que indique a vecinos y visitantes la importancia de este y el resto de ejemplares cercanos, bajo los que se acampa y se hacen barbacoas habitualmente con escaso control y vigilancia.

Además del Ayuntamiento, la del PSOE roquetero fue otra de las reacciones sobre lo ocurrido, ayer viernes. Los socialistas condenaron el suceso desde sus perfiles sociales, destacando que se trata de un árbol «bajo el que han crecido varias generaciones de roqueteros, que tiene un gran valor sentimental para nuestro pueblo y que se merece una adecuada protección y señalización por parte del Ayuntamiento». Los socialistas reclamaron «una adecuada figura de protección legal para este árbol centenario con el fin de evitar que vuelva a ser objeto de vandalismo y para que estos actos no queden impunes». «El Taray de Los Bajos merece una mejor protección, y como el resto de la zona, donde se incluye el yacimiento arqueológico de Turaniana o la Ribera de la Algaida, es necesaria una puesta en valor que convierta uno de nuestros mayores tesoros en un lugar debidamente salvaguardado», aseguró el PSOE. También condenaron lo ocurrido en sus perfiles personales la teniente de alcalde, Eloísa Cabrera, y el concejal de IU, Juan Pablo Yakubiuk, entre otros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos